Asistencia sanitaria

Consulta de Hematuria para ganar tiempo al cáncer de vejiga

Urólogos del Servet atienden en una consulta a pacientes con sangre en orina, como único síntoma, para el diagnóstico precoz de tumores vesicales

Fecha: .

Componentes de la Consulta de Alta Resolución de Hematuria
A la izquierda, la jefa de servicio de Urología, María Jesús Gil Sanz, con los urólogos que forman CARHE: Fernando Estrada, Raquel Espílez y Manuel Sánchez

Más del 30 % de las urgencias urológicas se deben a hematuria (sangre en orina), un síntoma que crea mucha inquietud entre los pacientes y cuyo diagnóstico rápido es fundamental, ya que el 35% de las hematurias mono sintomáticas en población mayor de 50 años tiene causa tumoral (principalmente cáncer de vejiga).

En España, y en concreto en Aragón, la incidencia del cáncer vesical es de las más altas de Europa, siendo el cuarto tumor maligno más frecuente en hombres y el octavo en mujeres. Un diagnóstico y tratamiento precoz es primordial para un mejor pronóstico. Por esta razón, urólogos del Hospital Universitario Miguel Servet (HUMS) de Zaragoza desarrollaron el pasado año un proyecto de calidad asistencial que ahora presenta un positivo balance. Es la Consulta de Alta Resolución Diagnóstica de Hematuria mono-sintomática (CARHE), un dispositivo que ha permitido reducir el tiempo de diagnóstico tumoral de entre 60 y 80 días a una semana.

El urólogo Manuel Sánchez Zalabardo explica que los pacientes con un episodio de hematuria macroscópica presentan gran ansiedad y suelen acudir repetidas veces a Urgencias, acrecentando la presión asistencial en ese servicio, además de precisar un número importante de recursos sanitarios. Cuando la presencia de sangre en orina es el único síntoma, los urólogos sospechan que pueden deberse a una causa tumoral. Por ello, pusieron en marcha una consulta en el Servet para explorar cuanto antes a estos pacientes que son derivados de Urgencias o desde Atención Primaria. La doctora María Jesús Gil Sanz, Jefa de Servicio de Urología del Servet, destaca que, en el caso de los centros de salud, el médico de familia contacta con ellos por medio de consulta virtual y así pueden citar al enfermo en una semana (hay consulta todos los viernes).

La doctora Raquel Espílez, también uróloga de CARHE, cuenta que en una sola visita del paciente se realiza anamnesis, exploración física, ecografía y, si procede, citoscopia (para examinar el interior de la vejiga urinaria), lo que permite establecer el diagnóstico entonces y, si se requiere, incluir al paciente en lista de espera quirúrgica en ese mismo momento.

Fernando Estrada, el tercer urólogo que compone CARHE, indica que el objetivo principal ha sido lograr el diagnóstico precoz de patología tumoral urológica, pero la buena marcha de la consulta de alta resolución ha permitido cumplir otros objetivos secundarios, como acortar el tiempo de espera hasta la consulta de Urología y las pruebas radiológicas, evitar la realización de pruebas instrumentales y radiológicas innecesarias, así como anular la segunda consulta de resultados en Urología, reducir las visitas reiteradas Urgencias y disminuir la ansiedad del paciente por la espera.

La consulta CARHE se creó en mayo de 2017 y en un año se han atendido 162 usuarios; se han realizado en dicha consulta 110 ecografías y 137 cistoscopias. Se ha diagnosticado a 72 pacientes (44.4%) neoplasia vesical. La demora desde que el paciente consulta por hematuria y la cita en CARHE ha sido de 7 días, realizándose el diagnóstico en este mismo tiempo. Por tanto, se ha disminuido de forma significativa el tiempo de demora hasta el diagnóstico con respecto al anterior circuito (60 -80 días).

La puesta en marcha de esta consulta fue aprobada en el Programa de Apoyo de Mejora de Calidad en el SALUD en 2017 y con ella se ha disminuido el tiempo desde el primer síntoma de hematuria hasta el diagnóstico tumoral, permitiendo un tratamiento más precoz y, en consecuencia, mejorar el pronóstico y calidad de vida del paciente.